jueves, 19 de abril de 2018

Encuentra la garceta

Encuentra la garceta

Muere Halliday

Dear AEDEAN members:
It is with great sadness that we announce the passing of Prof. M.A.K Halliday. Michael Halliday died at the age of 93 on 15th April 2018 at the Uniting Wesley Heights Nursing Home in Manly, Sydney, Australia. He was at UCL from 1963 and 1971, first as the Director of the Communication Research Centre (1963-1965) and then as a Professor of Linguistics (1965-1971). After short stays in the US and Britain, he moved to Australia, where he founded the Department of Linguistics at the University of Sydney in 1976 and retired there in 1987.

Michael Halliday specialized in Chinese Linguistics and English Linguistics and did research on discourse analysis, intonation and grammar, among other fields, but he changed the study of Linguistics with the development of the theory of language known as Systemic Functional Linguistics, according to which language is a social semiotic system. Michael Halliday is well-known for the publication of An Introduction to Functional Grammar (1985), which has become a reference book of Linguistics. All his work has had a significant impact on sociolinguistics, applied linguistics, and language teaching and learning.

Cristina Suárez-Gómez, on behalf of the Executive Board


—oOo—

Los contratos a dedo crecen más del 1000% con los podemoides

Llarena levanta el secreto de sumario

El Supremo responde a la Justicia alemana

Llarena pide explicaciones a Montoro




Enfrentamiento entre Montoro y Llarena:




—oOo—

Garcetas en Zaragoa

Garcetas en Zaragoza

Retropost #2114 (19 de abril de 2008): Thunder on the Mountain


20080419141211-483144069-fbbb82dd42-m.jpg


Rocanroleando estamos con "Truena en la montaña"—una canción del viejo Dylan. Versión de servidor.







—oOo—

Homosexuales desprotegidos

Introduction to the Levels of Structural Analysis of the Narrative Text (Narrative Theory, 0)

Narrative Theory is an online introduction to classical structuralist narratological analysis. This preliminary section provides an introduction to the notion of level of analysis in narrative, and examines a number of theories bearing on the structure of the fabula (Aristotle, Tomashevsky, Bal) and of the story (Genette), with attention to the dimensions of time, distance, perspective, and to the discursive agency of the narrator.

 

Introduction to the Levels of Structural Analysis of the Narrative Text 

(Narrative Theory, 0)

http://dx.doi.org/10.17613/M6HW14





_____. Narrative Theory. University of Zaragoza, 1990. Online edition (2005):
         2005
_____. "Introduction to the Levels of Structural Analysis of the Narrative Text." In García Landa, Narrative Theory. 1990. Online edition (2005):
2005
_____. "Introduction to the Levels of Structural Analysis of the Narrative Text (Narrative Theory, 0)." Social Science Research Network 11 Nov. 2015.*
         2015
_____. "Introduction to the Levels of Structural Analysis of the Narrative Text (Narrative Theory, 0)." ResearchGate 7 Dec. 2015.*
         DOI: 10.13140/RG.2.1.3431.3049
         2015
_____. "Introduction to the Levels of Analysis of the Narrative Text (Narrative Theory, 0)." Academia 12 June 2017.*
         2017


—oOo—


miércoles, 18 de abril de 2018

¿Miente descaradamente Montoro?




Montoro: Antes encubrir que dimitir (Libertad Digital).

—oOo—

Mujercita junto al río

Mujercita junto al río

Llarena pide explicaciones a Montoro









Catedráticos 3.0: La situación de la Universidad

Look Back Angel

Look back Angel

Buenos días, España | 18-04-2018

Retropost #2113 (18 de abril de 2008): People I Know



Esta película "de Al Pacino" la tradujeron al español como Relaciones confidenciales.  Versa sobre Eli (Pacino), un representante judío de actores y gente del espectáculo que está en decadencia personal y profesional: alterado, acelerado, stressado, forrándose de somníferos y antisomníferos y drogas para mantener el ritmo—es una película sobre adicciones en gran medida (como Nicolas Cage en Leaving Las Vegas), pues Eli es tan adicto al frenético y falso ambiente de Nueva York como lo es al pastillamen.  Al Pacino es el centro, tanto así que la película se vuelve obsesiva, casi como un monólogo teatral con voces y caras y coros que entran a acompañar al personaje central que no deja la escena nunca. La sustancia del argumento es el fin de su caída—cuando casi se ha decidido a abandonar su vida e irse a vivir con su cuñada viuda Kim Basinger a una granja de Virginia, un plan que le podría convenir a cualquiera. Pero este hombre es un tipo caprichoso y difícil; parece que el sexo no le va mucho, al menos no con la viuda de su hermano, aunque ella ya querría. Y tiene problemas de urólogo aparte de otros muchos.  Con la cuñada está a gusto, le dice que con ella al menos no tiene que actuar ni representar un papel—es él mismo el mejor actor de su elenco—y eso que mientras se lo dice ves que lleva tantas máscaras que ya no sabe cuándo actúa y cuándo no. 

Eli está montando una función benéfica supuestamente para unos negros sin papeles, uniendo a los judíos liberales con los líderes predicadores negros de Harlem, una combinación explosiva. Quizá en realidad esté buscando hacerse de relaciones públicas a sí mismo—lo que consigue en todo caso es dar un paso fatal que no debería haber dado. El centro de la gala, obligado a asistir, es la joyita de su portafolio, un oscarizado actor que a pesar de sus muchos líos de drogas y faldas quiere ahora tener una carrera senatorial, aliado con importantes próceres de "izquierdas" forradas. Bien, pues el Eli comete el error de haber visto demasiado (vio entre nubes de opio cómo asesinaban a una starlette que lo iba a chantajear con vídeos comprometedores). Y el error que comete es hacer un amago de encender el ventilador de la mierda: utilizar su "conocimiento privilegiado" para presionar a su estrella, que se quiere ir del portafolio y de la gala, amenazándole con contar lo que sabe. Un asesino a sueldo lo quita de enmedio prontamente. Lo apuñalan con un fino estilete y casi sin sangrar (no se le ocurre ir al médico) se muere viendo la televisión. Por eso de vivir para la imagen. También queda sugerido que en cierto modo se suicida o se hace suicidar—tomando la prejubilación, digamos, como hizo su hermano.

Bueno, toda una recomendación que nos hace un elenco de cineastas de la intelectualidad liberal sobre los métodos de la trastienda política en USA—de la populista-liberal, que debe ser la que de más primera mano conocen. Esperemos que sea una obra de ficción imaginativa.



People I Know. Dir. Dan Algrant. Screenplay, Jon Robin Baitz. Cast: Al Pacino, Kim Basinger, Ryan O'Neal, Tea Leoni, Richard Schiff, Bill Nunn, Robert Klein, Mark Webber. Camera: Peter Deming; editor, Suzy Elmiger; music, Terence Blanchard; production designer, Michael Shaw; art director, Charles E. McCarry; Prod. Michael Nozik, Leslie Urdang, Karen Tenkhoff. Exec. prod. Robert Redford, Kirk D'Amico, Philip von Alvensleben. Co-producer Nellie Nugiel. USA: Miramax Films / Myriad Pictures /  South Fork Pictures / Galena/Greenestreet Films, Chal Prods., In-Motion AG, WMF V. 2002.




—oOo—

Yo como filósofo muy leído

Captura de pantalla 2018-04-18 11.57.51

La cooperación del Gobierno de Rajoy con el golpe catalanista


Me dirán, claro, que es absurdo, que "Rajoy fue quien aplicó el 155". Y les diré que Rajoy desactivó el 155 haciendo un simulacro de aplicarlo, para permitir la continuación del golpe lento sin exabruptos.

Y que el simulacro de aplicar el 155 lo hizo únicamente porque había sido denunciado por Vox ante los tribunales, por dejación de funciones.

Siendo algunos jueces lo que son, no quedaba totalmente descartado que el falso inane del presidente pudiese ser citado ante los tribunales, investigado y procesado por su flagrante falta de actuación. Así que fue tener noticias de la querella y pasar ipso facto a activar el 155 que Vox llevaba AÑOS pidiendo mientras todos los llamaban extremistas y delirantes.

Así está el tema: gobernados por traidores y falsarios estamos.


Vidal, César. "¿Montoro culpable de alta traición? La Voz 17 April 2018.*
<![endif]-->
2018

 "Federico a las 6: Montoro niega el delito del separatismo." EsRadio 18 April 2018.*
2018

"Jiménez Losantos: El Gobierno debería ser juzgado por auxilio a la rebelión." Libertad Digital.


Molares do Val, Manuel. "Montoro a favor de Puigdemont." Crónicas Bárbaras 18 April 2018.*

2018
Dupuy, Guillermo. "Montoro y la negación del delito." Libertad Digital 16 April 2018.*
<![endif]-->
2018


Jordá, Carmelo. "El Gobierno contra el Supremo… y España." Libertad Digital 17 April 2018.*


 Ahora bien, el juez Llarena ha decidido que Montoro ha de dar explicaciones sobre sus incomprensibles declaraciones que interfieren con el procesamiento del golpe catalán:
 


—oOo—

Montoro versus Llarena, por @christinalosada https://www.libertaddigital.com/opinion/cristina-losada/montoro-versus-llarena-84888/

—oOo—

Retropost #2112 (18 de abril de 2008): Una de anclajes

Un aspecto de la intertextualidad es el anclaje narrativo, o cómo se ubican las narraciones unas en el seno de otras—cómo las narraciones puntuales se orientan por referencia a grandes narraciones de procesos supraindividuales: la historia local o nacional, el colonialismo, la industrialización y urbanización, la globalización, el progreso, la Ilustración— o, yendo más allá: cómo se engarzan las pequeñas historias con puntos de anclaje referentes al proceso de la evolución humana, de la historia de la vida y de la Tierra, la historia del Tiempo...

He colgado en el SSRN un artículo que ejemplifica este asunto con referencia a la novela This Thing of Darkness: Harry Thompson, This Thing of Darkness: Narrative Anchoring

Abstract:    
A review (in Spanish) of the novel This Thing of Darkness (2005) by Harry Thompson (1960-2005), a historical fiction on Darwin's Beagle voyage and the life of Captain Fitzroy. Special attention is paid to the novel's narrative anchoring of its events within a grand narrative of modernity and imperialism, of scientific and cultural development, and of human evolution at large.
     
Keywords: Novel, Narrative, Narratology, Harry Thompson, Darwin, Evolution, History, Fitzroy




—oOo—

Oscar que viene

Oscar que viene

Retropost #2111 (18 de abril de 2008): Changing of the Guards



Una canción que parece surrealista y es autobiográfica. O que es surrealista y parece autobiográfica. De Bob Dylan, claro.








—oOo—

martes, 17 de abril de 2018

Lugares de la memoria (y de la desmemoria) - La historia y su construcción

Vengo de la primera conferencia del ciclo "Fotos como novelas" que tiene lugar en el Paraninfo de la Universidad de Zaragoza, sobre la relación entre fotografía y narración. Es parte de un ciclo más amplio, 'Vida en ficciones', que adopta un nuevo tema cada año. A mí me interesa la cuestión de la relación entre fotografía y narración sobre todo por el tiempo que le dedico a la fotografía (tengo un fotoblog con más de 70.000 fotos), por las vueltas que le doy a la narratología (por ejemplo aquí) y porque me viene a la cabeza aquel artículo que escribí sobre la narratividad del fotoblog.

La conferencia de hoy la daba Ana Teresa Ortega, reconocidísima investigadora de la fotografía y sus usos, con el título "Lugares de la memoria: La historia y su construcción".   El título es demasiado general, pues la conferencia y el proyecto actual de la conferenciante consiste en una documentación de las antiguas cárceles y campos de concentración del franquismo, contrastando su uso previo con el que se les dio en la guerra y la posguerra, y con su reutilización actual, la mayoría de las veces sin conservar memoria de los prisioneros que tuvieron entre sus muros o de los reos que allí se ejecutaron.

El trabajo de documentación merece reconocimiento, especialmente en el contexto de los actuales proyectos de recuperación de la memoria histórica (del bando republicano, se entiende), y es en ese contexto donde habría que ubicar este trabajo. De ahí que el título sea demasiado general y no responda más que vagamente al contenido de la conferencia. "Memoria fotográfica de las prisiones y campos de concentración franquistas" sería más exacto. Hay que decir que la vaguedad de acotación del tema tiene consecuencias nefastas para la "transversalidad ideológica" que según la conferenciante le inspira, pues no hace mención ni por asomo de las cárceles, prisioneros, chekas y matanzas del lado republicano, exactamente como si no hubiera habido jamás tal cosa, y como si los "paseos", la pena de muerte, los juicios sumarísimos, el acoso a los inocentes, las masacres y las detenciones arbitrarias fuesen cosa exclusiva del bando franquista, y no una práctica generalizada en los dos bandos, y en todos los bandos de todas las guerras europeas y no europeas.

Produce angustia el relato de tanto sufrimiento, tanto acogotamiento en masa, encarcelamientos hacinados, y juicios sumarísimos con condenas a muerte a mansalva. Se explica bien que bajo el discurso oficial triunfalista o benevolente del franquismo quedase la memoria resentida de todo este sufrimiento invisibilizado, que explica en parte (aunque sólo en parte) el actual resentimiento de las izquierdas, obsesionadas con el franquismo, y su negativa a reconocer los aspectos "positivos" del régimen—el despegue económico, etc. etc., aspectos positivos que en parte se edificaron sobre las costillas de tantos trabajadores forzosos, aparte de los sueldos bajos, los emigrantes, y demás. Y a costa de una política dirigida sin contestación por el procedimiento del ordeno y mando impuestos por el terror.

Sin embargo también produce turbación, como digo, la visión tan unilateral que ofrece la conferenciante. El silenciamiento total de los totalitarismos, violencias y masacres de la zona republicana, de sus chekas y bandas de matones sueltos, a la caza de católicos, y las espectaculares y sádicas torturas que caracterizaron a tantas prisiones republicanas. Que si prisiones franquistas las hubo a cientos, también a cientos las hubo republicanas—más de 200 chekas en Madrid nada más, que por fuerza eran pequeñas pero no por ello era menos espantoso lo que allí sucedía. Para los anales de la demonología humana, es más. Y chekas hubo en Barcelona, no aparecieron las prisiones en Cataluña como setas tras la lluvia sólo al acabar la guerra, como se echaba de aparentar en esta conferencia. César Vidal escribió un libro sobre las chekas de Madrid, y ahora ha salido otro que (un poco en el espíritu de 'antes y ahora' que anima a esta conferenciante) desvela los horrores que tenían lugar en tantos edificios de aspecto inocente, cargados de historia. Muchos de estos historiadores se centran de modo sectario en las víctimas de un solo bando.

Me temo que también ésta ha sido una conferencia sectaria, hay que decirlo.  A veces de un modo incluso ingenuo, si sectarismo e ingenuidad pueden coexistir, y pueden. Así por ejemplo, muestra la conferenciante un mapa de los campos de concentración a final de la guerra, y hace notar que todos están en la zona franquista: hay una amplia zona libre de campos que es el cuadrante sureste que seguía bajo la República. En fin, esto se comenta solo. El mapa era un mapa franquista oficial para mostrar la localización de SUS campos, no estaban documentando al enemigo.  También aparecían los latiguillos sectarios del bando republicano, como la mención reverencial, en tono de martirologio, al fusilamiento del Presidente Companys—sin alusión ni presuposición, claro está, a los miles de inocentes fusilados por órdenes del Companys.  O se repetía la historia de los miles de muertos de la plaza de toros de Badajoz, que es una burda invención propagandística de un periodista norteamericano.

Claro, es que son cosas, lo de la matanza de Badajoz como lo del bombardeo de Guernica, que pasan a la categoría de iconos sacros de la maldad franquista, cuando la realidad es bastante diferente de su versión mítica. Un buen ejemplo, por cierto, de "la historia y su construcción" que podría aprovechar la conferenciante si se sintiese animada a investigar más en la cuestión—cosa que no creo, visto el botón de muestra. Por supuesto que hubo fusilados, y muchos, en la plaza de toros de Badajoz, pero no hubo ni dos mil ni cuatro mil. Nadie ha podido mostrar ni una lista de los miles de víctimas identificadas, ni mucho menos una fosa común con los muertos, y no les arriendo la ganancia si lo intentan. Sí se ha documentado ampliamente en cambio cómo se creó la bola de nieve de la mentira propagandística en este caso (ver Los mitos de la guerra civil de Pío Moa—sí, lo siento, Pío Moa, que es Tucídides al lado de la versión oída en esta conferencia). Y eso que iba la conferencia sobre "la construcción de la historia"....  Lo mismo que Guernica: se suele decir "un pueblo de seis mil habitantes, y más todavía por ser día de mercado, quedó totalmente arrasado bajo las bombas de la Luftwaffe enviada por Franco". Y luego ves que ni fue Franco el que ordenó bombardear el pueblo, ni llegaron a 150 las víctimas mortales (126 según el estudio más documentado). El pueblo quedó hecho un ascua, eso sí—pero la mayor parte ardió tras el bombardeo, con la mayoría de la gente poniéndose a salvo.  Salas Larrazábal ya documentó esto de modo autoritativo, y los relatos de la parte contraria (Preston et al.) prefieren desde entonces refugiarse en vaguedades como "la destrucción total de un pueblo de 6000 habitantes y que cada cual entienda lo que quiera"). En fin, que se parece tanto la leyenda de Guernica a la historia de Guernica, como la leyenda del Guernica a la historia del Guernica. Picasso (director del Museo del Prado) jamás pisó Madrid, y cobró a precio de oro el encargo que se le hizo del cuadro para conmemorar el bombardeo—no lo pintó en un arrebato generoso de dolor republicano, como hace suponer la historia oficial. Picasso (que brindaba por Stalin, así que a masacres tampoco le impresionaba nadie) ni siquiera pintó el cuadro para la ocasión, pues no verán en él la menor alusión a un bombardeo aéreo. Es una alegoría general del sufrimiento, la brutalidad humana o la confusión; al parecer recicló un cuadro para expresar el dolor de la muerte de un torero, aunque también hay quien dice que es una especie de Nacimiento agónico o conflictivo. En fin, ni árbol, ni vascos, ni bombas, ni mercado, ni Luftwaffe, ni Franco, ni Hitler. Y así el resto de la elaboración.

Lo mismo sucede con las decenas de miles de condenas a muerte tras la guerra a las que aludía la conferenciante: aunque no hubo precisamente carencia de fusilamientos, la mayoría de las condenas no se ejecutaban, eran conmutadas por cadena perpetua, y la cadena perpetua no solía durar más de seis años. De todo hubo, pero si mal no recuerdo, de todas esas cadenas perpetuas, el último preso del bando rojo que seguía en la cárcel a mediados de los setenta era Marcos Ana, y no por rojo sino por asesino.  Bueno, supuestamente se ejecutó a tantos ejecutados precisamente por asesinos, y no por ser meramente rojos, que roja era supuestamente media España, aunque hubo venganzas y abusos y horrores más que abundantes, como no podía ser menos. (Aquí cuenta algunos un fraile, Gumersindo de Estella, que actuaba como confesor de condenados a muerte). Un horror de fusilamientos en fila. Pero claro, no es lo mismo decir hubo cien mil condenados a muerte que decir hubo cien mil ejecuciones. No hay que ser franquista para saber que no es lo mismo: de hecho quizá nunca hubo tanto desfase entre condena y ejecución como el que hubo en estos tribunales de la Causa General. Y muchas de las víctimas mortales murieron por malas condiciones higiénicas, enfermedades, hacinamientos, infecciones, en estas cárceles de posguerra que eran realmente un espanto, como bien explica la conferenciante.

En fin, hay que decir que la idea del proyecto (imágenes del pasado, del presente, historia olvidada en los edificios, etc.) queda seriamente viciada por el relato monocular del que participa la conferenciante. A la que no cuesta mucho ubicar (me alarmaría seriamente que fuese de Ciudadanos) en la órbita podemoide de Compromís por Catalunya o de sus aliados socialistas más simplificatorios—lo cual va en serio detrimento de cualquier proyecto de memoria histórica que no esté gravemente aquejado de Alzheimer en uno de los hemisferios cerebrales. Lamentablemente hay mucho de esto en España hoy, demasiado, y no es aceptable dejarle la última palabra a un relato sobre la memoria histórica tan desmemoriado y tan creador de desmemoria. La conferenciante ha presentado parte de la historia,  sectariamente seleccionada de modo inconfeso, como si fuese la auténtica historia desvelada. Por eso me ha parecido bastante mal que no haya habido turno de preguntas al final de la conferencia. Está claro que cualquier observación medianamente sopesada sobre la memoria de las cárceles y de las masacres podía dar al traste con el relato cuidadosamente construido.





—oOo—










The Chains of Semiosis

This paper puts forward a theory of literary writing as a practice of ideological transformation. The example analyzed is the representation of the sexes in George Eliot's novel The Mill on the Floss, a representation which is intertextually mediated, metafictional, and transformative, rather than merely "realistic" or spontaneous. This view of writing as a practice of material production in the intertextual field is theorized on the basis of V. N. Voloshinov's (or M. M. Bakhtin's) materialist linguistics, and of Peirce's semiotics. The methodological kinship between these researchers is asserted (as it was ignored in the 1980s, when this paper was written).

 The Chains of Semiosis: 

Semiotics, Marxism, and the Female Stereotypes in The Mill on the Floss

http://dx.doi.org/10.17613/M6PZ81

Author(s):
José Angel García Landa (see profile)
Date:
1991
Group(s):
Narrative theory and Narratology
Subject(s):
George Eliot, Victorian novel, Semiotics, Intertextuality, Women's studies
Item Type:
Article
Tag(s):
Representations of women, Stereotypes
Permanent URL:

Abstract:

Notes:
Written in 1989.




_____. "The Chains of Semiosis: Semiotics, Marxism, and the Female Sterotypes in The Mill on the Floss." Papers on Language and Literature 27.1 (Edwardsville, Illinois, 1991): 32-50.* http://www.siue.edu/PLL/
_____. "The Chains of Semiosis: Semiotics, Marxism, and the Female Stereotypes in The Mill on the Floss." iPaper at Academia.edu 19 July 2010.*
         2014
_____. "The Chains of Semiosis: Semiotics, Marxism, and the Female Stereotypes in The Mill on the Floss." Online PDF at Social Science Research Network 21 July 2010.*
         2010-07-19
         English and Commonwealth Literature eJournal 21 Jul. 2010.*
         2013
_____. "The Chains of Semiosis: Semiotics, Marxism, and the Female Stereotypes in The Mill on the Floss." Online PDF at Zaguán 8 Oct. 2011.*
         http://zaguan.unizar.es/record/6550
         2011
_____. "The Chains of Semiosis: Semiotics, Marxism, and the Female Stereotypes in The Mill on the Floss." ResearchGate 3 May 2013.*
         2013
_____. "The Chains of Semiosis: Semiotics, Marxism, and the Female Stereotypes in The Mill on the Floss." Selection. In The Mill on the Floss and Silas Marner. Ed. Nahem Yousaf and Andrew Maunder. (New Casebooks). Houndmills: Palgrave, 2002. 73-82.* Amazon Online Reader:
         2008
         Introduction by Nahem Yousaf and Andrew Maunder at Palgrave.com
         2014


—oOo—

Ciudadanos pide AHORA control para TV3

Pero "control parlamentario", dicen. ¿Querrán decir que quieren que la controle Torrent? Estos están contra el golpe pero con la boquita muy pequeña.





—oOo—

Verses on Self-Murder

brokensoul

 

























With toilsome steps I pass thro' life's dull road,
No packhorse half so weary of his load;
And when this dirty journey shall conclude,
To what new realms is then my way pursu'd?
Say then, does the unbody'd spirit fly
To happier climes, and to a better sky?
Or sinking, mix with dust and kindred clay,
And sleep a whole eternity away?
Or shall this form be once again renew'd,
With all its frailties, and its hopes endu'd
Acting once more, on this detested stage,
Passions of youth, infirmities of age?
     I see in Tully what the antients thought,
And read unprejudic'd what moderns taught,
But no conviction from my reading springs,
Most dubious in the most important things. 
     Yet one short moment would at once explain,
What all philosophy has sought in vain,
Would clear all doubt, and terminate all pain.
Why then not hasten the decisive hour,
Still in my view, and ever in my power?
Why should I drag along this life I hate,
Without one thought to mitigate the weight?
Why this mysterious being forced t'exist,
When every joy is lost, and every hope dismist?
In chains and darkness wherefore should I stay, 
And mourn in prison, while I keep the key.




(Lady Mary Wortley Montagu, "Verses on Self-Murder, address'd to—" (signed 'by a Lady') in London Magazine (June 1749); in Eighteenth-Century Poetry, ed. David Fairer and Christine Gerrard, Blackwell, 2014, 222-23).

—oOo—

Refoto de Flickr

Refoto de Flickr

En el Social & Political Philosophy eJournal

En el Social & Political Philosophy eJournal

Aquí a fecha de 14 de abril: https://www.ssrn.com/link/Social-Political-Philosophy.html

—oOo—

Montoro les echa un capote a los golpistas





Mientras el Supremo intenta argumentar ante los alemanes los delitos de rebelión, sedición, o, al menos, desvío de fondos públicos:




—oOo—

Así es la fauna

Retropost #2110 (17 de abril de 2008): Cuádruple superveniencia

A photo on Flickr

El otro día especulaba el psicólogo Gary Marcus en el New York Times ("Total Recall") sobre la naturaleza caótica y asociativa de nuestra memoria, tan distinta a la memoria de un ordenador. En el ordenador, un recuerdo está almacenado en un lugar concreto localizable. En el cerebro, su localización (o recreación, más bien) depende de múltiples asociaciones basadas en la naturaleza de lo que estamos recordando o intentando recordar—en el qué, no en el dónde está. Por eso nuestra memoria es tan ineficaz para algunas cosas... —y tan eficaz para otras añadiría yo, aunque Marcus se centra más en sus limitaciones. Y se las promete muy felices cuando podamos tener un implante diseñado por Google imperson que nos permita hacer búsquedas en nuestra memoria tan fácilmente como lo hacemos en un ordenador.
A mí que me dejen en humano, por favor, y que esta cyborganización del cerebro se la coman con patatas Marcus y los de Google. Aunque quizá sea de temer que esto llegue a inventarse un día, y cuando suceda, no duden que se venderá como los iPods—entonces sí que estaremos hechos todos unos I-Pods: vamos, invadidos por los ladrones de mentes, porque Google tendrá los derechos sobre el historial de búsqueda.

Me gusta de Marcus sin embargo su idea de la mente tal y como la expone en esta entrevista con Carl Zimmer que enlazaba el otro día, "How MacGyver Made Our Minds", y en su libro Kluge: The Haphazard Construction of the Human Mind. La idea básica: que la mente no está diseñada de acuerdo con un plan prefijado, retrospectivamente y organizadamente, sino que es el resultado más o menos estabilizado de una acumulación histórica sobrevenida y caótica. Contra el diseño inteligente y contra el darwinismo, dicen en los anuncios del libro—aunque de hecho va más la idea contra el diseño inteligente que contra el darwinismo. Este tema de la contingencia histórica es muy caro a evolucionistas como Stephen Jay Gould,  en cuya línea van los razonamientos de Marcus. Y en lo que toca al tema de la contingencia y la retrospección también es muy próximo a mis intereses, como todo el mundo que se lea esto sabe.

Un punto importante en el que Marcus se separa de Chomsky y de Pinker es en que desea evitar los extremos en la cuestión de si el lenguaje es "aprendido" o "innato". No existe un módulo mental específico para el lenguaje, según teoriza o podría hacernos creer Chomsky. (Más críticas recientes a esta postura chomskiana aquí). Más bien la evolución del cerebro ha "aprovechado" para el desarrollo del lenguaje los componentes de otras funciones cerebrales y cognitivas, reciclándos y adaptándolos a una nueva función. Así pues hay mucho en el desarrollo del lenguaje que depende de la estructura del cerebro, pero no de un componente específico, sino de una serie de funciones readaptadas. Esta perspectiva, muy en la línea de la teoría evolutiva de la exaptación desarrollada por Stephen Jay Gould, me resulta muy atractiva y plausible. Las funciones cerebrales del lenguaje son el resultado de un "bricolaje" evolutivo con estructuras que surgieron adaptadas a otras funciones y en otras circunstancias.

Nuestra mente, subraya Marcus de modo más general, no ha sido prediseñada para cumplir perfectamente las funciones que cumple. Las va cumpliendo, por accidente o adaptación, por acumulación histórica de capacidades (y discapacidades), por exaptación de órganos y funciones para fines nuevos. Vamos tirando con lo que tenemos, con la colección heteróclita de funciones y capacidades mentales que hemos recibido de la historia—y que son desarrolladas adaptativamente en las nuevas circunstancias cambiantes que el ser humano va encontrando. Tan cambiantes, súbitamente cambiantes, como consecuencia del desarrollo histórico, social y tecnológico, que tanto ha transformado el medio ambiente en el que nos movemos, y las necesidades de comportamiento.

O sea: la mente humana (maravillosa, etc.) es como nuestras casas: una colección de objetos útiles y de otros inútiles, unos que usamos y otros que cumplían su función antes y allí siguen; en todo caso es el resultado de una historia acumulada. O es como una ciudad: nadie la ha diseñado, sino que es lo que es y tiene la forma que tiene por accidentes geográficos, históricos, políticos, económicos. No es casual que la memoria está gobernada por asociaciones contextuales—nuestros conocimientos van asociados entre sí y los recuerdos van asociados a las circunstancias y ocasiones en las que los hemos adquirido. Vamos arrastrando nuestra historia a cuestas; de hecho, es lo que somos, y la historia está hecha de hechos sobrevenidos... producidos por acontecimientos, resultado de un conjunto caótico de causas, por superveniencia: todos los acontecimientos son contingentes hasta que se producen. Los ingredientes de la historia incluyen los planes e intenciones, sí, pero tanto los planes realizados como los irrealizados.
También el hombre se planifica y se hace a sí mismo, pero en gran medida a base de planes fracasados o torcidos por la fuerza de las circunstancias, o por hechos sobrevenidos por una conjunción irrepetible de factores.

Por cierto, antes he hablado de la retrospectividad de los planes, y eso a alguien le parecerá paradójico u oximorónico, lo de un "plan retrospectivo". Cuando un plan falla sí retrospeccionamos, y lo corregimos (demasiado tarde normalmente), eso es fácil de ver. Pero en realidad en todo plan hay un elemento de retrospección, involucrado con la prospección que parece definirlos. Un plan tiene una lógica de la narratividad (en el sentido en el que la define Philip Sturgess, en Narrativity). Cada elemento del plan está prediseñado de acuerdo con lo que le va a seguir, que se engarza lógicamente con él, y todo está contemplado desde el resultado final a conseguir—el plan está diseñado en cierto modo desde el futuro hacia el pasado, desde el futuro que debe generarse hacia el presente que ha de poner los medios.

Bien, pues nada de esto es posible en el desarrollo histórico, que es contingente. El curso de los acontecimientos no está escrito. Será previsible o controlable hasta cierto punto (un punto incierto); se atendrá a leyes naturales y probabilidades, y haremos previsiones en base a esto: pero estas previsiones son un poco como los planes—se topan luego con las contingencias con las que no contaba el previsor tan previsor. Y el desarrollo sobrevenido de la historia acaba siendo el que acaba siendo, sólo comprensible a posteriori, por una ciencia histórica. Es contingente dentro de unos márgenes hasta que se produce, y no puede ser calculado por un algoritmo, sino sólo estudiado por el historiador desde una atalaya retrospectiva —atalaya que si tiene sus ventajas (suave mari magno, decía Lucrecio, a salvo de las tormentas de la historia) tiene a su vez sus limitaciones o inestabilidades, pues no está realmente al margen de la historia sino que forma parte de ella.
(Así, por ejemplo, todas las teorías físicas hasta ahora habidas sobre el principio y el fin de nuestro mundo han surgido y fenecido en un breve lapso del mundo mismo. Menos la actual, claro—"que es la buena").

Hemos visto que la estructura y capacidades de la mente humana son contingentes, según expone Marcus en su teoría de "the klugey mind": o más bien sobrevenidos, ejemplos de esa contingencia que se ha hecho necesidad. Pero es que al carácter sobrevenido de nuestra estructura y capacidades mentales se superpone (en realidad viene a ser un aspecto de ésta) el carácter sobrevenido de la evolución del cuerpo humano—de los seres humanos. También cada detalle de nuestra estructura corporal ha sido modelado por la evolución, que, entendida a la manera de Darwin/Gould, es una sucesión única e impredecible guiada por la selección natural, la adaptación gradual a recursos y ecosistemas, y por las catástrofes súbitas que transforman dichos ecosistemas. Dejando a veces, donde había un complejo ecosistema, un desierto donde luchan por sobrevivir tres o cuatro especies aisladas que han sobrevivido al azar. Con todas las variedades intermedias y formas transicionales eliminadas por la competencia y los desastres, aparecen las especies al observador como una colección de objetos heteróclitos y no emparentados en origen. Estas especies vuelven a diversificarse y crean el extraño árbol de la vida que contemplamos, una cadena hipotéticamente continua pero con la mayoría de los eslabones perdidos.

A tales accidentes y desarrollos debemos el desarrollo de nuestra simetrías parciales de brazos y piernas y hemisferios cerebrales, la existencia de los sexos, sin la cual no seríamos lo que somos ni pensaríamos lo que pensamos ni escribiríamos líricos poemas; a la contingencia debemos los dedos de la mano y la forma del teclado. El cuerpo, y todo lo que hace a su medida, es un extraño organismo con una cara sin tentáculos y con una espalda sin cara, una forma que sólo se pliega en unas direcciones sí y en otras no, y cada cuerpo nuevo que se engendra o genera repite en sí esa historia acumulada en forma de estructuras (—todo objeto y todo paisaje humano o natural es historia acumulada para quien la sabe ver allí sedimentada, o en movimiento).

Incluso, en parte, el organismo se desarrolla como embrión recapitulando algunos pasos de la evolución. En el saco amniótico siempre estamos aún en la charca primigenia, y todo niño es un pequeño chimpancé. Y un bebé chimpancé también es un pequeño bebé con mucho de humano, por cierto, hasta que crece y nos separamos.

¿Cuál es la tercera superveniencia? Esta estructura sobrevenida de  la mente y el cuerpo, esta historia acumulada, es lo que arrastramos y lo que somos. Gracias a ella vemos en colores, lanzamos jabalinas en los juegos olímpicos, y hacemos planes de cómo reorganizar el trabajo social. Y cada uno de nuestros actos puede leerse como una recapitulación de esa historia acumulada que lo ha hecho posible y le ha dado su forma. Hasta el que lanza tubos de neón en lugar de jabalinas está haciendo algo original sólo hasta cierto punto, pues repite los movimientos posibles del brazo y recapitula la tradición de los lanzadores de jabalinas. El que un fenómeno sea una contingencia sobrevenida (algo único, impredecible, una conjunción irrepetible) no quiere decir que no se pueda trazar la historia de sus componentes y de dónde vienen. Más bien al contrario: los procesos históricos coherentes, la comprensión de esos procesos y la superveniencia tanto del proceso como de su análisis van unidos. El mismo lenguaje que utilizamos para analizar estos procesos es él mismo una formación orgánica y cultural histórica y sobrevenida.

Tres o cuatro niveles de contingencia y superveniencia, pues: a la naturaleza sobrevenida del cuerpo, y la de la mente, es decir, al hardware que recibimos, superponemos el input igualmente contingente y sobrevenido de nuestro software cultural. Que también se ha desarrollado mediante los accidentes históricos que han hecho a nuestra cultura lo que es, y a nosotros lo que somos dentro de ella. Nuestra personalidad, nuestra trayectoria vital, los azares de nuestra formación y las herramientas conceptuales que ha dado el pensamiento nos han traído, lector que impulsado por lo que eres hasta aquí me has seguido, a pensar sobre lo que son nuestro cuerpo y nuestra mente y nuestras vidas...
—¿a pensar con qué? Pues con los conceptos, teorías y herramientas mentales que hemos ido reuniendo y acumulando al azar por nuestro trayecto—evolucionismo, narratología, y una afición a la retrospección, originada quizá en la nostalgia. Y esto sucede, o sucedía en origen, en un blog, una forma comunicativa que  es de por sí un caso bien claro de historia acumulada de cuestiones sobrevenidas.

 
—oOo—
 
 

Dobro & Kawasaki

Dobro & Kawasaki

Retropost #2109 (17 de abril de 2008): La profesión de profesor



Escrito recibido de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Complutense de Madrid, contra el planteamiento de los nuevos másteres profesionales en humanidades. Espero que nuestra Facultad de Filosofía y Letras discuta esta cuestión y se sume ahora a esta protesta, como ya lo hizo en su día cuando se anunció esta reforma:

La profesión de profesor

La Junta de la Facultad de Filosofía de la Universidad Complutense de Madrid acuerda expresar públicamente su disconformidad con el Anexo a la Orden ECI/3858/2007 de 27 de diciembre de 2007 (BOE, 29-XII-2007), el cual establece los requisitos de los títulos de Máster que habilitan para el ejercicio de la profesión de Profesor de Educación Secundaria Obligatoria y Bachillerato. Tras los estudios de Grado, reducidos a cuatro años y “cuya finalidad es la obtención de una formación general” (Art. 9.1 del Real Decreto 1393/2007 de Grado y Postgrado), el acceso a dicha profesión exigirá cursar un Máster de 60 créditos de orientación prioritariamente psicopedagógica y didáctica, con muy escasa formación adicional en las diferentes disciplinas.

Denunciamos que lo anterior comporta una clara opción por la rebaja de la formación académico-científica del futuro profesor en su campo de conocimiento, lo que ha de repercutir negativamente en la calidad de la Educación Secundaria y Bachillerato. La formación pedagógica del profesorado no debe obtenerse a costa de dicha formación académico-científica. Y la sociedad debe ser consciente del ataque al principio democrático de igualdad de oportunidades que este tipo de medida lleva consigo. En efecto, garantizar la transmisión de la ciencia y la cultura a todos, en las condiciones intelectualmente más exigentes, es quizá la única manera efectiva de contrarrestar las formas de discriminación que generan las desigualdades socioeconómicas. La enseñanza preuniversitaria debe ofrecer los mejores estudios a todos los ciudadanos, con independencia de sus condiciones económicas, y esto requiere un profesorado excelente en las respectivas disciplinas; y en cualesquiera centros, ya sean públicos o privados. 

Denunciamos la simplificación del diagnóstico que atribuye los variados y complejos problemas del sistema educativo a una supuestamente indiscriminada falta de preparación psicopedagógica del profesorado. Dichos problemas tienen causas de índole social, económica y política, que no se resuelven en modo alguno disminuyendo la formación teórica específica de los profesores. No negamos la conveniencia de agregar a esta formación teórica una verdadera etapa de prácticas. Pero nos oponemos a una ampliación del actual “Certificado de Aptitud Pedagógica” (CAP), cuyos deficientes resultados son por todos conocidos y que es lo que, en el fondo, significan estos nuevos másteres profesionales.

Denunciamos, asimismo, las consecuencias negativas que los citados Másteres en cuestión tendrán para el desarrollo de una carrera investigadora, sobre todo, en aquellas titulaciones cuya salida profesional principal es la Enseñanza Secundaria Obligatoria y el Bachillerato. Una vez en posesión del título de Grado, el graduado habrá de elegir entre lo siguiente: 1) o bien cursar un Máster de investigación, a fin de alcanzar la necesaria formación superior especializada pero que no habilita profesionalmente para ejercer como profesor; 2) o bien cursar un Máster profesional, que no sólo habilita para ejercer dicha profesión, sino que también da paso legalmente a la condición de investigador, aunque de ningún modo proporciona la formación para ello. Es obvio que sólo aquellos graduados que económicamente no necesiten plantearse una salida profesional inmediata podrán  decantarse por la primera opción, en tanto que los que hayan de seguir la segunda no estarán en las mejores condiciones teóricas para competir en el campo de la investigación. Por otra parte, sólo quienes tengan sobrados recursos económicos podrán costearse ambas modalidades de máster, mientras que los que carezcan de semejantes recursos habrán de optar por uno de los dos y es razonable pensar que elegirán aquel que legalmente ofrece ambas posibilidades, la profesional y la investigadora.

Denunciamos que, a consecuencia de lo expuesto en el punto anterior, muy pocos graduados podrán cursar estudios de Máster distintos de los profesionales, por lo que las Facultades que tienen la Enseñanza Secundaria como principal salida profesional de sus estudiantes verán muy reducidas sus posibilidades de ofrecer Másteres de investigación, con las consecuencias negativas que ello tendrá en la preparación de sus doctorandos así como en la calidad de la investigación en nuestro país.

Solicitamos, en consecuencia, la derogación del Anexo arriba mencionado y  que el acceso a la profesión de Profesor de Educación Secundaria venga dado a través de Másteres que amplíen y profundicen en la formación académico-científica de los profesores en sus materias específicas.

Solicitamos también que la necesaria formación específicamente pedagógica para ejercer la profesión de profesor se obtenga a lo largo de un periodo razonable de prácticas remuneradas (por ejemplo, un año) mediante un sistema formativo análogo al actual MIR en Medicina. Sólo la conjunción de una excelente preparación teórica (en contenidos de la materia) y práctica, puede dotar al sistema educativo español de los mejores profesores.

Invitamos a cuantas Juntas de Facultad de las Universidades, sociedades académicas, profesores, etc. compartan estos puntos de vista a sumarse al presente documento en la dirección electrónica http://fs-morente.filos.ucm.es/manifiesto/index.htm




—oOo—

La verdad sobre Siria (según César Vidal)

Pegatinas de famosos

Pegatinas de famosos

No le han pegado a nadie, dicen

lunes, 16 de abril de 2018

Presidente andaluz (y del PSOE), y ministro socialista, procesado por corrupción masiva

Retrituración de la Miscelánea


Nos pasa esta circular la directora del departamento:

Dear all,


Como sabéis, el derribo del edificio de Filosofía y Letras está cada vez más próximo, y tenemos que decidir qué hacemos con muchas cosas.
Una de ellas es, sin duda, los numerosos volúmenes de Miscelánea que guardamos en los armarios ubicados en los pasillos del Departamento. 
Lo que yo propongo como Directora es guardar un ejemplar de cada volumen en papel y desechar el resto, ya que no dispondremos de espacio para guardarlos en la AFE y ya están en la biblioteca (y de unos cuantos años a esta parte también online) para quien necesite consultarlos.
En suma, que quien quiera tener algún o algunos ejemplares más de Miscelánea, que se los pida a las Secretarias del Dpto. Todo lo que quede cuando llegue el día 'D' se lo llevará la excavadora.
Gracias por vuestra atención.
Seguiremos informando.
Un saludo para todos.



Respondo:

Entretanto tiran todo, iré dejando algunos ejemplares por las mesas de donación de libros en la Facultad, por si algún estudiante quiere cogerse alguno.
Un saludo,



 Es que la cosa tiene antecedentes, y la historia se repite.

A mí me da pena todo esto porque fui durante años, en otro siglo, director de esta revista y le dediqué muchas horas de trabajo. Hace diez años ya se nos anunció que se iban a triturar todos los ejemplares antiguos de la revista. (Ver Trituración de la Miscelánea). Conseguí que en lugar de eso se dejasen de libre acceso a los estudiantes para que se los fuesen llevando, y de hecho en unos meses desaparecieron todos. Pero se siguió imprimiendo la revista (no sé para qué, visto el precedente) y sin embargo no se procedió a regalarla sistemáticamente a los estudiantes.  Ahora nos pilla de golpe y con el pie cambiado, con todo el mundo liberándose de libros viejos y revistas que nadie quiere ya.

Una víctima más de la era digital, la Miscelánea—dejémoslo en eso.

Y en un bonito símbolo de la vanidad de los esfuerzos humanos, en especial de los filológicos. To a dusty shelf we aspire. Ahora ya ni a eso vale la pena aspirar.


—oOo—





Ocho años de traición del Tribunal Constitucional

Refoto de Flickr

Refoto de Flickr

Narratology & Deconstruction

 

This note reflects on the deconstructivist critique of the "logocentric" nature of narratology, and puts forward a strategic cognitive use of narratological concepts and of deconstructive strategies which enables both approaches to work together.

Narratology and Deconstruction

http://dx.doi.org/10.17613/M6QW0M

Author(s):
José Angel García Landa (see profile)
Date:
1990
Group(s):
Narrative theory and Narratology
Subject(s):
Narratology, Deconstruction, Hermeneutics, Criticism
Item Type:
Other
Tag(s):
Hermeneutics and Literature
Permanent URL:

Abstract:

Notes:
Written c. 1990.


_____. "Narratology and Deconstruction." (c. 1990). Online edition (2004):
         2012
_____. "Narratology and Deconstruction." Academia 24 Dec. 2014.*
         2014
_____. "Narratology and Deconstruction." ResearchGate 23 July 2015.*
         DOI: 10.13140/RG.2.1.2497.2643
         2015


—oOo—

Albert Boadella: "En Cataluña se vive una epidemia de paranoia"

Los sindicatos se suman al golpismo catalanista





Posicionamiento 6

Posicionamiento 6

[Boris Cyrulnik] Le théâtre intime de la honte

Refoto de Flickr

Refoto de Flickr

La agenda de la izquierda mediática









Retropost #2108 (16 de abril de 2008): Filosofía, lenguaje y discurso

A photo on Flickr


Sale hoy a la calle (o por lo menos llega a mi calle) el libro Paradojas de la interculturalidad: Filosofía, lenguaje y discurso, editado por Mª Carmen López Sáenz y Beatriz Penas Ibáñez (Colección "Razón y Sociedad", Madrid: Biblioteca Nueva).

Tiene artículos de las editoras, de Javier San Martín, Karina Trilles, Celia Amorós, Jesús M. Díaz Álvarez, Jef Verschueren, Elvira Burgos y Ángeles de la Concha. Sobre fenomenología y semiótica, multiculturalismo, feminismo, racionalidad, identidad, y otros temas en la interfaz entre la filosofía del lenguaje, de la identidad cultural, y del sujeto.

Y en la sección titulada "Identidades discursivas" aparece un artículo mío titulado "Narración, identidad, interacción: Relectura". Pues ya lo releeremos, a ver qué dice ahora.


PS: Envío esta noticia a la lista de AEDEAN:

Ha aparecido este volumen sobre filosofí­a del sujeto y del discurso:

Paradojas de la interculturalidad: Filosofí­a, lenguaje y discurso. Ed. Mª Carmen López Sáenz y Beatriz Penas Ibáñez. (Razón y sociedad, 74). Madrid: Biblioteca Nueva, 2008.

Indice:

Penas Ibáñez, Beatriz, y Mª Carmen López Sáenz. "La interculturalidad entre la identidad y la diversidad: introducción a sus aspectos filosóficos y discursivos."

Lopez Sáenz, Mª Carmen. "De la expresividad al habla. Un modelo diacrí­tico de interculturalidad."

San Martín, Javier. "Mundo de la vida: lo común y lo diferente."

Trilles Calvo, Karina P. "Dialogar con el otro: Algunos apuntes desde Maurice Merleau-Ponty."

Amorós, Celia. "Feminismo y multiculturalismo."

Díaz Álvarez, Jesús M. "Querer ser más que humanos. La desmesura del sentido y el fundamentalismo."

Verschueren, Jef. "Identidad como negación de la diversidad."

Burgos Dí­az, Elvira. "Identidad vulnerable y capacidad de acción: Judith Butler."

Concha, Ángeles de la. "El cuerpo como encrucijada de discursos sobre la identidad femenina."

García Landa, José Ángel. "Narración, Identidad, Interacción: Relectura."

Penas Ibáñez, Beatriz. "Sociopragmática de la diversidad lingüística y de la construcción discursiva de las identidades: El estilo como significante del sujeto."

La mayoría de estos trabajos aparecieron en inglés en el libro Interculturalism: Between Identity and Diversity, ed. Beatriz Penas Ibáñez y Mª Carmen López  Sáenz (Berna: Peter Lang, 2006), aunque hay algunos que se publican por primera vez en este volumen.

…………

Filósoficamente discurriendo, me vengo dedicando estos días a desmontar las falacias lógicas y lingüísticas que aparecen en el blog de uno de nuestros eminentes pensadores nacionales, Víctor Gómez Pin— en una serie de artículos donde examina razonamientos supuestamente "kantianos", en defensa siempre de la eutanasia activa, el suicidio libre y el aborto a discreción.

Por ejemplo, en este artículo sobre "el derecho a morir y a no dar la vida".




 PS, 2018: Como El País ha borrado los comentarios a sus blogs, voy a recuperarlos mediante la Wayback Machine. Comentarios al artículo de Víctor Gómez Pin en defensa del aborto y de la eutanasia. Nos dice un comentador:

Ave Víctor:Ante el comentario que acaba de publicar Borgia, creo que sería bueno que los filósofos profesionales y los docentes de renombre apoyaran con artículos y sus firmas la importancia de la Filosofía en la educación y que se manifiesten para que ésta -la filosofía- y los profesores que la imparten, no pierda más horas en el currículo de Secundaria y Bachillerato. Necesitamos de nombres como el de Víctor, Sabater, Marina, Trías y muchos más . Víctor: óyenos.
Comentado por: Imanol Gómez Martín el 15/4/2008 a las 15:32

Y mis respuestas al comentario y al artículo:

Víctor sólo habla en la sección de artículos, no en la de comentarios.

Sobre esto: "Quizás en una mujer el gesto auténticamente moral sea negarse a dar vida" -

me parece una falacia (una falacia muy acorde con los tiempos políticos que vivimos, dicho sea de paso - una falacia "partidista") el presentar el aborto como un gesto de superioridad moral esencial, por encima de otros gestos humanos de autodeterminación. Por ejemplo, imagínese (aunque visto su razonamiento igual le produce repugnancia el ejemplo) que una mujer no tiene ninguna gana de ser madre, por lo que sea, y que le tienta abortar por simplificarse la vida, pero sin embargo elige dar a luz el hijo por mera decisión sopesada de dar una oportunidad a otra vida, y por confianza en que el futuro pueda cambiar sus actuales sentimientos. ¿No sería eso más "auténticamente moral"? No, válgame Dios, por lo que tiene de defensa de la vida, sino por lo que tiene de razonamiento complejo, libre y desapegado de la mera existencia animal. ¿Igual también esto cabe en la ética de Vd., a pesar de su actual enamoramiento de la muerte?
Comentado por: JoseAngel el 16/4/2008 a las 21:03

Por cierto, si considera que el tiempo de interrupción del embarazo debería tener un límite, como dice, ¿cuál sería ese límite? Porque la ley no puede remitir la decisión a que la madre "sea razonable" - eso no sería una ley. ¿Podría ser más explícito, o no lo ha sido deliberadamente?
Comentado por: JoseAngel el 16/4/2008 a las 21:29


Por supuesto,  no hay respuesta. Víctor sólo habla en la sección de artículos, no en la de comentarios.

—oOo—

Refoto de Flickr

Refoto de Flickr

Retropost #2107 (16 de abril de 2008): Torbellinos de éxito y dinero



Más sobre escritores y ganancias y fama sacra fames. Hay un excelente artículo, de PP Cervera en Retiario, "¿A quién pertenece Harry Potter?"—contra el uso abusivo de los derechos de autor en el caso de obras que devienen mitos populares.

Observa Cervera que no es justo que Rowling quiera reservarse los derechos exclusivos de uso y cobro de su personaje, pues éste ha sido apropiado por el público, que también ha invertido en él dinero, esfuerzo creativo y emociones.

"y sin embargo", comento, "aquí la fiesta cada cual la va a ver según le vaya. Productos como Harry Potter, Star Wars, etc., son resultado no sólo de la excelencia de sus creadores (que a algún nivel la tienen) sino de un efecto dominó, un torbellino de información producido por la globalización mediática. Pero en la cuestión de los derechos se actúa como si el autor y su genio fuesen los únicos responsables de esa explosión mediática. Las obras que se han visto favorecidas (o desquiciadas) por ese torbellino caótico tienen un eco y dan unos ingresos desproporcionados en relación a otras muy similares. Aplicarles la misma ley sin más es interesado, pero siempre hay intereses en juego. Es comprensible que el autor barra para casa; menos, que los jueces le den la razón."

lo dijo JoseAngel · 16 Abril 2008 | 12:03 PM

La lógica de la larga cola también se aplica a la generación de estos torbellinos:




 Los best-sellers se suceden con regularidad implacable; las bonitas historias del paso de la oscuridad a la celebridad también. Todos siguen una lógica estadística implacable. Las ventas del extremo izquierdo o cabeza del gráfico de la larga cola son cada vez más espectaculares, y también hay más libros que se venden en grandes cantidades, aunque por efecto de la globalización la curva del gráfico esté cada vez más pegada a las asíntotas.

El resultado final desde un punto de vista idealmente matemático es que habrá un libro que todo el mundo ha leído, y luego una larga cola de libros o blogs autopublicados que sólo tienen un único lector: su propio autor. Mucho ha de llover hasta que ese ideal matemático se realice.

Entretanto, los torbellinos caóticos propulsarán al pódium del gráfico a un libro mediocre tras otro—no tanto a los auténticamente geniales, aunque éstos lleguen a vender bien. Los mediocres de gran éxito son imprescindibles, inevitables, porque para poder ser leídos masivamente no pueden ser demasiado originales ni llamativos ni extravagantes. Mediocres geniales, podríamos llamarlos—eficaces obreros de las letras que, al margen de su oficio, han de contar con el impulso caótico que se genere en las redes de lectores.

Porque por supuesto las editoriales calculan los lanzamientos, pero también compiten y no pueden asegurar (aunque ya querrían) que su bombazo de rigor vaya a ser el gran bombazo de este año. En esto, como en todo, estamos en manos de la contingencia y el azar.

(Más sobre Rowling aquí en ifBook).


—oOo—

Mi fotoblog

Mi fotoblog
se puede ver haciendo clic en la foto ésta de Termineitor. Y hay más enlaces a cosas mías al pie de esta página.